comprar un horno  
 

Comprar un horno

Al decidirnos a comprar un horno, lo primero que pensamos es que nos va a costar tomar esa elección ya que hoy el mercado nos ofrece un montón de posibilidades, cocinar hoy es además de alimentar a la familia o alimentarse como necesidad básica un placer para disfrutar en donde podemos de diferentes maneras demostrar afecto a quienes nos rodean. Decidimos comprar un horno, por su tamaño, comodidad facilidad de limpieza, apertura de la puerta, termostatos, luces internas, visores etc. Por eso cuando tomamos la decisión de comprar un horno evaluamos también la utilidad en años, ya que generalmente son costosos.

 
     
 
 

¿Que se busca al comprarlos?

Hay una variedad de hornos con nuevas tecnologías fabricados con materiales de última generación, autolimpiables, combinados, convencionales, y con microondas. También se puede comprar hornos para colocar empotrados, que son independientes a la cocina, también en columnas, en islas o en el centro del lugar que queramos instalarlos. Podemos programarlos a través de un timer para que inicie y finalice su funcionamiento. Hay hornos de medidas normales, hornos de tamaño mas grandes según la cantidad de miembros de la familia y el uso que le queremos dar. Comprar un horno es una inversión a largo plazo, ya que además de cocinar de forma saludable, es una herramienta en cualquier hogar, y deberá prestar funciones por muchos años de la vida. Cuando decidimos comprar un horno hay que ver quién es la garantía, facilidad de encontrar repuestos, fabricantes responsables y si son importados quien es el representante para no llevarnos sorpresas cuando se descomponga o necesitemos algún repuesto.

Al comprar un horno buscaremos comodidad, puertas fáciles de abrir, y algunas diferencias con el horno común, como asador rotativo que nos haga sentir que podemos asar como si fuera a leña, que ahorren consumo tanto de electricidad como de gas, digitales, con visores de progreso de cocción, y con posibilidades de poder ser programables. El horno bien ubicado en una cocina amplia, además de servir para cocinar en los días de invierno, nos conglomera a su alrededor. Hoy para comprar un horno podemos recurrir antes a una Tienda Virtual on line para ver la variedad de hornos previa a la compra y comparar entre las primeras marcas que tengan respaldo y garantía. Cuando yo pienso en comprar un horno, lo primero que se me viene a la cabeza es un horno tradicional, pero sé que hoy hay un sinfín de posibilidades para poder elegirlo, ya no son blancos por fuera, son realmente piezas de diseño, algunos de acero inoxidable que brillan como espejos, con botones automáticos que nos facilitan la vida.

 
 
 
 
 

Tradicionales y modernos

Una mención aparte merece la función de auto-limpieza. Los hornos tradicionales se limpiaban con líquidos especiales y productos específicos. Hoy para quitar esa grasitud que tanto nos molesta, los hornos tienen las paredes, y en algunos casos también las bandejas, rejillas y parrillas, cubiertas con esmaltes especiales que evitan que se adhiera la suciedad a través de prácticos sistemas de auto limpieza. Estas terminaciones son de baja adherencia y gran resistencia a golpes, altas temperaturas y grasas. Las paredes de los hornos hoy tienen un recubrimiento cerámico poroso impermeable a las grasas. Al programar su autolimpieza hay un sistema que a través de un proceso hace que se absorba la suciedad. Este sistema autolimpiante hace que con un paso tan simple como pasar un paño seco deje como nuevo el interior del horno sin usar detergentes.

Pese a que son muy prácticos, estos sistemas encarecen bastante el producto. Algunos modelos más sofisticados tienen además filtros que actúan como neutralizadores de olores que no dejan pasar la grasa. Por los accidentes domésticos es necesario tener prevenciones, también al comprar un horno veremos sus estándares de seguridad. El horno eléctrico alcanza temperaturas muy altas y libera vapores de cocción, hay que comprar hornos que controlen la temperatura externa en la puerta para que permanezca fría también en sus cristales para evitar accidentes. Sería una buena opción antes de la compra del horno verificar el sistema de apertura si es conveniente para nuestras necesidades, si queremos comprar un horno con puerta con apertura lateral o con abertura hacia abajo, y también tener en cuenta el lugar donde este será instalado.

Por seguridad también es útil el sistema de bloqueo de puerta, que impide que los niños lo pongan en marcha o lo abran de modo accidental, y los pilotos que indican calor residual, para evitar quemaduras. Al comprar un horno evaluamos también el diseño, que por más que no sea una función, el diseño del horno también es importante. Allí es cuando vemos con que presupuesto contamos para comprar un horno, se pagara más por un diseño elegante que por los modelos tradicionales los de acero inoxidable cuestan más que los sencillos y además las huellas dactilares quedan más marcadas que en los acabados tradicionales. Es importante que también el horno que vamos a comprar tenga en su interior buena iluminación para no tener que estar abriéndolo a cada rato y perdiendo parte de la energía en el momento de la cocción. Con todos estos detalles antes de comprar ya tenemos una base para poder decidir la comprar.

 
 
  ventas e informes presupuestarios