oferta de vajilla  
 

Oferta de vajilla

¿Cuantas veces revisando la vajilla nos damos cuenta que hasta la más preciada se ha quedado sin piezas? La vajilla es algo indispensable en la casa, cuando la familia es grande o estamos acostumbrados a recibir mucha gente. Forma parte de la decoración de la mesa, en donde todos aprecian además de la comida la vajilla. Si tenemos en ese momento invitado y estamos buscando alguna vajilla pero no nos dan las posibilidades, debemos entonces buscar una vajilla de oferta.

 
     
 
 

¿Donde comprarlas?

Por lo general la oferta de vajilla se produce en los bazares cuando quedan las últimas que pueden ser de marcas que no se hacen más, o remanentes de stock que la gente ya no quiere. Buscando ofertas podemos encontrar algún lindo juego que reemplace al que tenemos aunque no esté completo, o añadir al que tenemos algunas piezas. De todas formas no es lo más agradable tener piezas diferentes de vajilla, lo ideal es tener una mesa pareja e donde todo convine con todo, y que reine cierta armonía en el diseño. El mantel también formara parte de la decoración, si la vajilla es con dibujos siempre el mantel deberá ser de un solo color que contraste, si la vajilla es lisa, el mantel podrá ser estampado.

La idea es hacer una composición, que armonice con todo el ambiente. Hay diferentes tipos de vajilla, vajilla para la hora del té, vajilla para la comida formal, vajilla más informal, es un elemento inescindible en la mesa, en el uso diario como en las ocasiones especiales, se usa en la vajilla de materiales como la porcelana y la loza. Por suerte los estilos están cambiando así como los diseños y tamaños, los fabricantes y los chefs dieron lugar a un cambio de actitud frente a los que son las reglas de etiqueta, y ahora no nos manejamos con tanta rigidez. Dentro de las opciones siempre la vajilla clásica será un comodín que se usa en cualquier ocasión, si tenemos cuidado con la vajilla esta puede durar muchísimos años. Es común que la vajilla se regale cuando uno decide irse a vivir solo, o cuando se casa.

La vajilla está compuesta por platos llanos, hondos y de postre, salseras, fuetes, tazas de café, tazas de té, tazas de consomé, bowls para frutas y postres, diferentes tipos de cuencos, todas estas piezas hay que saberlas usar porque nos puede pasar de invitar a una persona que no sepa cómo se usa todo el servicio. Junto a la vajilla una buena decoración incluye a los cubiertos, las copas y el mantel. Así como la panera y los platos adicionales y jarras respectivas. En el bazar se puede encontrar esto y mucho más ya que en el rubro decoración cada día hay más diseños para vestir nuestra mesa. Muy usados hoy son los bajo platos, y los platos para el pan. El objetivo del bajo plato es cuando una mesa es muy formal y se retiran los platos la idea es que el comensal no se quede sin ningún plato delante.

 
 
 
 
 

Toques esteticos

Pero por más vajilla que se tenga hay una cosa que es fundamental, que es ser práctico a la hora de elegir y a la hora de arreglar la mesa. Los detalles son hermosos, también podemos poner un centro de mesa con flores frescas o secas, así como buenos candelabros de metal, la platería también es importante. Las vajillas son de diferentes materiales y cada día se hacen de materiales más resistentes, la porcelana China nos puede dar sorpresas, hay una muy delicada que parece traslucida y sin embargo es muy resistente ya que es una vajilla hecha con cuarzo. De todas formas debemos entender que a pesar de las libertades que el protocolo nos da hoy, hay una vajilla para cada ocasión, cuanto más formal es la reunión más claros serán los colores de la vajilla, sin dibujos llamativos.

Los platos que tengan algún anagrama se pondrán de tal manera que el comensal pueda leerlo. También el estilo de casa será el estilo de la reunión, así como la personalidad del dueño de casa, en donde si armamos una reunión muy formal tal vez no sea lo esperado por nuestros invitados. Agasajar es un arte, no todos invitamos a todos los conocidos, muchas veces asumimos compromisos que no tenemos ganas de realizar pero la forma de agasajar es con la comida, la vajilla, la bebida y la disposición del resto de la gente de pasarla bien. Por lo tanto si de invitar se trata, lo primero para chequear en la lista es la vajilla y que todo este en perfecto orden, a partir de ahí y con lista de invitados buscaremos entonces en los bazares los elementos que nos falten, buscar ofertas en estos casos está bien y ni que hablar si la oferta de vajilla está disponible.

 
 
  ventas e informes presupuestarios